No dejes nunca de soñar porque tan solo en sueños el hombre puede ser libre.

sábado, 30 de octubre de 2010

Chocolate.

Hola, por fin vuelvo a relatar un sueño más. Este tiene su punto raro y a la vez angustioso para mi. Ahí va:

Todo ocurría en una mañana escolar. Yo había dejado de estudiar con lo cual no tenía que ir a clase, así que me disponía a dar una vuelta matutina como de costumbre. El trayecto iba desde mi casa para pasar por la plaza mayor, comprar el periódico en el kiosco, luego al supermercado para comprar el pan y finalizar paseándome alrededor del colegio para ver a los niños. Me encantan los niños, por eso incluí el colegio en mi ruta matinal. Justo esa mañana, los alumnos de primero de primaria se iban de excursión. ¿A que no sabéis donde? Se fueron a la fábrica de chocolate de Milka. Los niños super contentísimos, claro, y yo a la vez envidiándoles. Daría lo que fuera por haber ido con ellos a la fábrica. Como no tenía nada que hacer, esperé a que regresaran. Mientras tanto, un niño de segundo de primaria me saludó desde la ventana de su clase. Finalmente, los alumnos de la excursión regresaron. Todos iban cargados con una bolsa con muestras de productos gratis, que al parecer antes estaba más llena pero que ahora no quedaba casi nada. ¿Las pruebas? Todos los niños tenían los morros llenos de chocolate. A lo lejos, vi a una de las niñas que conocía y me acerqué a su grupito. Ella iba comiendo unas galletas rellenas de chocolate (Debían de ser triple chocolate, porque eran enormes). Al ver que ella me reconocía y no me ofrecía nada, le pedí una. Ella inmediatamente me contestó que no quedaban más, que me iba a guardar unas cuantas pero un chico le dijo al salir del autobús que a mi no me gustaba el chocolate. Pero, ¿Cómo no me iba a gustar el chocolate? ¡Si es mi gran perdición!. Todos los alumnos se fueron a sus casas y yo no probé nada. El chico que me había gastado la broma era aquel niñito de segundo de primaria que me había saludado desde su ventana. Por su culpa me quedé sin chocolate.

2 comentarios:

  1. Y tan malvado.... menuda forma de joderme el sueño y que angustia! xD

    ResponderEliminar